Tratado Segundo. Cómo Lázaro Se Asentó Con Un Clérigo, Y De Las Cosas Que Con Él Pasó
Veo en figura de panes, como dicen, la cara de Dios dentro del arcaz